Blog

El nuevo arte en la dirección de equipos de trabajo. Un ejemplo práctico

Publicado por Juan Antonio García el 03/02/2014

Luís Aragonés y la gestión eficaz de equipos de trabajo

Hacía tiempo que quería escribir un artículo interesante sobre cómo podemos gestionar equipos de trabajo. Este fin de semana se ha producido el desgraciado fallecimiento de una persona que desde mi punto de vista encarna grandes competencias para gestionar efectivamente equipos de trabajo, el entrenador de fútbol Luis Aragonés. Desde Waribo Consultores, queremos ofrecerle un pequeño homenaje escribiendo este pequeño artículo.

Dejando a un lado colores y sentimientos futbolísticos y, entendiendo que te pueda gustar más o menos el personaje, es un hecho que durante dos días han salido noticias y comentarios sobre él de otros entrenadores, futbolistas y personas allegadas al mundo deportivo.

  • Simeone destaca que “Luis estará orgulloso, este equipo es como él, valiente y luchador”
  • Pep Guardiola señala que  «¡Hizo posible lo imposible! Cambió la mentalidad de un país, con apenas cambiar el de una generación».
  • Hugo Sánchez le da las gracias a Luisa Aragonés por su impresionante carácter y mentalidad.
  • Futre es capaz de decir que “Luia Aragones ha sido el mejor motivador de la historia del fútbol”
  • Del Bosque, entrenador más laureado de la selección española, señala que fue Luis quien marco el camino.
  • Samuel Eto’o siente que Luis Aragonés era como su padre

Estas son unas pequeñas muestras que señalan a Luis Aragonés como un gran ejemplo en la gestión y dirección de equipos. Continuamente, a una consultora de recursos humanos como Waribo Consultores nos piden que formemos a personas en dirección de equipos de trabajo o que creemos procedimientos para gestionar equipos o que creemos los propios equipos de trabajo. Este trabajo es sumamente complicado, pero cuando ves ejemplos de gestión tan claros y naturales como el de Luis Aragonés, hace que tu tarea sea algo más sencilla.

De todas las manifestaciones, la que más me ha llamado la atención ha sido la del futbolista del Barcelona Xavi Hernandez en una carta abierta en El País, que recojemos a continuación.

Carta de Xavi a Luís Aragonés

Cómo gestionar un equipo de trabajo

«Usted no es japonés, usted me entiende lo que le digo’. Me dijo una noche. Le estoy viendo, en la habitación de un hotel y sé que le echaré de menos. Mucho. Porque yo a Luis Aragonés le quería mucho. Y con Luis hablé mucho», inicia su artículo Xavi Hernández, que en el minuto de silencio ante el Valencia se mostró profundamente apenado por el fallecimiento de Aragonés.

«Sabía que no estaba fino, pero nunca pensé que tenía algo tan grave, que se iba a ir tan pronto, tan rápido, de esta manera. «Estoy bien, estoy bien», me decía cuando le preguntaba. Hablaba de vez en cuando con él, porque para mí siempre, desde el día que le conocí, fue un referente absoluto. Supongo que es el entrenador con el que más horas he pasado hablando de fútbol. Subía a la habitación y hablábamos horas«, continúa.

«Luis iba de cara; te miraba en el entrenamiento, se acercaba y te decía: «Usted está haciendo el jeta, ha venido a entrenarse y no le veo. ¡A mí no me gustan los jetas!». Y se iba. Luis nunca engañaba, iba de cara. «Tú no juegas porque has dado pena esta semana», «¿Estás cansado o qué?», «Hoy has estado fantástico, esta semana lo vas a bordar». «¿Se cree que yo me chupo el dedo, que soy gilipollas?» Así era Luis, cercano, de verdad», explica el blaugrana, que recuerda varias anécdotas con el ex seleccionador.

«Luis es fundamental en mi carrera y en la historia de La Roja. Sin él, nada hubiera sido lo mismo, imposible. Con él empezó todo, porque nos juntó a los pequeños, Iniesta, Cazorla, Cesc, Silva, Villa… Con Luis hicimos la revolución, cambiamos la furia por el balón y le demostramos al mundo que se puede ganar jugando bien. Si no ganamos la Eurocopa no hubiéramos ganado el Mundial, claro que en ese sentido, fue fundamental la llegada de Del Bosque, otro fenómeno», confiesa Xavi.

«A Luis le dieron mucha caña pero fue él quien marcó el camino, quien le dio a España el estilo que tiene hoy. En eso, siempre coincidimos. Fue Luis quien vio lo que había y apostó por bajitos. «Voy a poner a los buenos, porque son tan buenos que vamos a ganar la Eurocopa». Y la ganamos. Fue inteligente y muy valiente», añade.

Y explica que , en lo personal, «Luis me hizo sentir importante cuando mi autoestima era un desastre. Me dio el mando de la selección cuando no lo tenía ni en el Barça. «Aquí manda usted», me dijo, «y que me critiquen a mí». Decidí devolverle la confianza en el campo. Si fui elegido el mejor jugador de la Eurocopa fue por él, aunque él siempre me lo negaba (…)».

«La palabra fútbol en el diccionario tendría que llevar al lado la foto de Luis. Luis es el fútbol hecho hombre, el fútbol hecho persona. Hasta siempre, mister. Y gracias por todo. Y que lo sepa: usted y yo nunca fuimos japoneses»

Ser líder un líder querido

 

En este manifiesto hay muchas claves que podemos extraer para mejorar la eficiencia de un director o gestor de equipos de trabajo.

Diálogo

Xavi Hernández señala que con Luis Aragonés habló mucho. Desde nuestro punto de vista es fundamental que cualquier persona que gestione equipos de trabajo sea capaz de transmitir a su gente lo que quiere, ser capaz de motivarles, empatizar con ellos y ser cercano.

Claridad y coherencia

Asimismo, señala la necesidad de que las personas que dirigen equipos de trabajo sean claras y coherentes. Es muy difícil que la gente se sienta cómoda con directores y gestores que no son capaces de predicar con el ejemplo, es decir, es muy difícil que la gente se esfuerce si el propio director no se esfuerza efectivamente en las acciones que realiza.

Objetivos, roles y método

Además, Xavi Hernández, nombrado el mejor jugador de la Eurocopa 2008 y uno de los artífices del mejor Barcelona de la historia, señala que el entrenador fue fundamental en su carrera. Luis Aragonés, desde mi punto de vista, hizo una cosa fundamental en cualquier gestor de equipos: fue capaz de tener una idea clara, plantear un objetivo claro, un método para alcanzarlo y lo gestionó de una manera impecable. Dicho así parece muy fácil y estoy seguro que tendría continuas dificultades y barreras para llevarlo a cabo, pero supo mantenerse firme y coherente en sus convicciones. Sin lugar a duda, resulta crucial que un gestor de equipos tenga un horizonte claro, las ideas claras y sepa transmitirlas al equipo, dotando a todos de un rol claro y fundamental para alcanzarlo. Todos y cada uno de los componentes de los equipos, deben de asumir su rol y el gestor debe ayudarles a llevarlos a cabo, debe de ser un director de orquesta que exija al que puede más y que apoye al que este más débil en algún momento dado, a pesar de las dificultades.

Saber defender al equipo

Otro aspecto que comenta Xavi Hernández tiene que ver con las críticas. Es fundamental que un director de equipos de trabajo sepa “defender” a su equipo. No se busquen culpables, sino formas de solucionar los conflictos. Es importantísimo que un gestor de equipos sea un gran gestor de conflictos, sólo de esta manera un equipo puede ser funcional y duradero en el tiempo. Sólo un equipo que sabe resolver de forma dinámica los conflictos es capaz de ser un equipo efectivo y que puede tener éxito.

Gestión inteligente: inteligencia emocional

También, es importante que los gestores de equipos sean valientes e inteligentes para poder gestionarlos efectivamente, sabiendo adelantarse a los acontecimientos y previendo problemas futuros. Desde mi punto de vista, la mayor inteligencia que debe tener en director de equipos de trabajo es la inteligencia emocional. Cuando se gestionan equipos es normal que surjan conflictos de ego, conflictos interpersonales, conflictos inconclusos, que muchas veces para el que no está inmerso no tienen importancia, pero para el que lo vive sí. El director de equipos debe de saber jugar su papel dentro de esa funcionalidad para resolverlo cuanto antes por bien de los equipos.

Saber ser un líder motivador

Por último, dentro de otros aspectos, cabe señalar en este momento, la necesidad de que un director o gestor de equipos de trabajo sea un líder y que sea capaz de motivar a sus colaboradores. Del manifiesto de Xavi Hernández la parte que más me ha llamado la atención ha sido cuando dice que” le hizo sentir importante cuando su autoestima era un desastre”. Me hace pensar que Xavi Hernández un futbolista puntero con una gran nómina a fin de mes, tenía su autoestima por los suelos y hay otra persona, el director de su equipo, que es capaz de darle autoestima y hacerle mejorar. ¡¡Que gran definición de liderazgo transformacional y motivación!!

Por supuesto, cualquier líder ha de ser capaz de desarrollar la autoestima y la autoeficacia de las personas con las que trabaja. De esta manera, se mejorará su implicación, el rendimiento, el esfuerzo, su participación en la toma de decisiones. ¡¡Qué más se puede pedir!!.  Aunque tenemos que decir que no es tarea fácil, para hacer esto tenemos que tener unos valores claros y definidos, tenemos que ser capaces de decir a nuestra gente no sólo aquello que hacen mal, sino felicitarles lo que hacen bien, tenemos que ser capaces de apoyarles, de darles una visión de futuro y un desarrollo personal y profesional que les llene como personas. En definitiva, un director de equipos de trabajo ha de ser un buen motivador de su gente.

Luisa Aragonés, sin duda era un gran motivador de su gente. Hemos podido rescatar un video donde lo demuestra:

Sin duda alguna, para ser capaz de motivar a los colaboradores hemos de ser capaces de que se crean el objetivo y lo compartan, hay que ser minucioso, contemplar todos los detalles. Hemos de plantear objetivos alcanzables y valiosos para las personas que nos rodean.

 

En definitiva, dirigir equipos de trabajo es un gran arte. Un arte que se puede aprender sin la menor duda, pero no es fácil. Lo que es importante es ponerse en marcha e ir mejorando aspectos. No hace falta ser un super hombre o una super mujer para gestionar equipos. Estoy seguro que Luis Aragonés no lo era, pero tenía aspectos, unos aprendidos y otros no, que hacían que pudiese ser un ejemplo en la dirección de equipos de trabajo.

Por todo ello, hemos querido hacerle un homenaje y darle las gracias por los momentos felices que nos hizo vivir en su profesión y al darnos en ejemplo tan claro y práctico en la gestión de equipos de trabajo.

gestion-eficaz-de-equipos-luis-aragones-ejemplo

Gracias Luis y hasta siempre

Tags: , , ,

No hay comentarios »

No comments yet.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URL

Leave a comment