Blog

Calidad total y cultura de empresa

Publicado por Juan Antonio García el 14/03/2017

quality

Nuestro compañero David Garro nos deja este post sobre Calidad Total en la empresa

La TQM debe sus siglas del inglés a “total quality management”, creado en Japón durante los años cincuenta y desarrollado en profundidad en la década de los sesenta y los setenta. Esta se centra en la satisfacción al cliente a través de la mejora en la calidad. La peculiaridad de este modelo es que esta no se espera conseguir a través de un departamento de la empresa sino que se busca en todo el conjunto de la organización.

Para lograr la consecución de este objetivo se debe de lograr dotar de valor al producto o servicio que realiza y para que esto se pueda llevar a cabo, es necesaria la implicación del conjunto de la organización, la cual solo será posible si se hace énfasis en la mejora tanto de los sistemas organizativos como de las personas implicadas. Así pues, la dificultad para implementar estos cambios es elevada, debido a que este tipo de intervenciones deben de incidir en la cultura de la empresa y este es uno de los aspectos más difíciles de cambiar en una organización.

Esta cultura suele estar arraigada a su historia y los trabajadores han ido adquiriendo una serie de valores y creencias que difícilmente pueden ser modificados en el corto plazo. Solo a través de la transmisión por parte de la empresa de la necesidad de una mejora en la calidad y la importancia que el cambio cultural tiene en esta, lograran que en el largo plazo esa cultura deseada se convierta en una realidad. Así pues, los aspectos principales en los que se centra el sistema de gestión de calidad total se pueden clasificar en:

calidad

• Conceptualizar la calidad: Es decir, planificar en primer término la calidad que se pretende conseguir, para después programas un plan de mejora y un seguimiento posterior para las posibles desviaciones que se hayan producido.
• Participación del conjunto de la empresa: La implicación por parte de la organización debe de ser absoluta. Por ello, es probable que se necesite realizar un cambio cultural, si la situación de la organización no promueve una mejora en el plan de calidad diseñado.
• Mejora de procesos: Cuando se nombra al conjunto de la organización no solo se hace referencia a los trabajadores, sino que también se centra en los procesos que están desarrollando y que estos sean coherentes entre si y que tengan una función clara en el plan estratégico que la empresa desea alcanzar, buscando la mejora continua y el desarrollo de la organización.

No hay que olvidar el motivo de proyectar la estrategia de la empresa hacia la gestión de la calidad total. Es por ello que se deben de visualizar resultados factibles tras el cambio organizacional. Una vez cambiada la estrategia de calidad de la empresa y siempre a través del plan de seguimiento de esta, los beneficios aparecerán en varios niveles: En la comunicación interna, en la relación con los proveedores e incluso en el clima laboral (por el aumento esperado en la satisfacción laboral de los trabajadores).

Por último, nombrar que en la actualidad la fundación europea para la gestión de la calidad (EFQM) tiene su origen en este concepto de calidad.

Tags: , ,

No hay comentarios »

Aún no hay comentarios.

RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URL

Deja un comentario